Rincones de Japón: NARITA-SAN (成田山)

Que nos encanta Japón no es ningún secreto y es que se nos nota en la mirada. Su literatura nos embriaga y llena las repisas de nuestras estanterías, su historia nos hace viajar a mundos insospechados y su religión nos inspira a vivir la vida con mayor armonía. Y, ¿qué nos da? Pues, sin duda, kilómetros y kilómetros de aventuras por vivir y rincones por descubrir.

En esta nueva sección vamos a adentrarnos en lugares no tan conocidos y que nos permitirán adentrarnos en la verdadera vida japonesa, fuera de la típica zona de turismo. Y qué mejor para empezar que Narita-san, zona que todos pasamos por alto en nuestro trayecto entre el Aeropuerto de Narita y Tokio.

成田山 (Narita-san)

Se trata de un templo con hasta 1000 años de historia, construido por la secta budista Shingon en el año 940. Fue especialmente importante durante el Período Edo, cuando gran cantidad de gente lo visitaba para realizar sus oraciones.

12063864_10208484686821013_6992679796688395666_n
©MaríaBauçà

Ichikawa Danjuro -famoso actor de kabuki– fue a rezar allí por su bebé, que sufría de una grave enfermedad, quien se recuperó. Esto hizo que se convirtiera en un fiel seguidor de este templo y que, a su vez, muchos de sus fans también peregrinaran a este templo.

¿Qué visitar?

Cuando llegamos a la estación de Narita caminaremos por la preciosa calle de Omotesando que nos llevará a nuestro destino. No tengáis prisa, caminad tranquilamente y no dudéis en entrar en alguno de esos comercios típicos de barrio que hay a derecha e izquierda.

Podemos encontrar las esculturas de los doce animales del horóscopo chino a lo largo de todo el camino.

12189064_10208484688741061_8965131620015821587_n
Aquí tenéis a mi animal: el gallo. ©MaríaBauçà

Al final de la calle, todo recto y sin pérdida, nos encontramos con la entrada de nuestro templo. Se trata de un terreno de gran tamaño compuesto por hasta ocho edificios, un lago, una zona de parque natural y un museo de caligrafía al que podemos entrar gratuitamente.

©MaríaBauçà

⭐ Narita-san se encuentra entre los diez principales templos de la región de Kantô (Tokio) para realizar el primer rezo del año (初詣 – hatsumôde) que se realiza en los primeros días del año nuevo. En este momento los japoneses aprovechan para pedir deseos para el nuevo año, se compran nuevos amuletos y se entregan los del año anterior para que sean quemados en el templo.

1656341_10208884289650834_7161067241984713542_n
Calle Omotesando ©MaríaBauçà

En esta foto podemos observar también la peculiaridad de las fachadas de los comercios.

5552_10208884295370977_1269392767584131216_n
Entrada al templo. ©MaríaBauçà

¿Cómo llegar? Se accede fácilmente desde la estación de Narita. Podéis consultar la mejor manera de llegar desde cualquier lugar a través de la aplicación HyperDia (web desde la que podréis consultar cualquier itinerario y horarios, además de poder consultar los precios por adelantado).

No dudéis en incluir este rincón de Japón en vuestro próximo viaje. En este artículo os aportamos solo una pequeña pincelada de lo que podéis vivir allí, os animamos a descubrir lo que Narita-san os puede hacer sentir.

Más información: 

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s